Mi lista de blogs

viernes, 16 de octubre de 2009

VIVO


Desde algún tiempo ya no duermo sola, ya no vivo sola, ya no respiro sola.
No me había dado cuenta pero ahora siento como vibras y continuamente trabajas, como duendecito empeñoso. Día y noche. No te detienes. Mi aire, mi alimento, mi agua es toda tuya… te siento desde lo más profundo de mi alma, y siento también como juntos nos vamos transformando.
Pueden ser ideas mías, pero siento como te llenas de amor cuando ese ser te toca o me toca. Flotas en tu universo infinito que somos nosotros. Palpitas con intensidad y te entregas con confianza a ese calor único, a esa única voz, a la energía original a la cual perteneces. Vivo.

Transformación...


Jamás me reconocerían aquellos esta transformación de vida tan increíble. Jamás esperé encontrarme hoy en este lugar, en un escenario nuevo, absolutamente diferente.

Aunque puede haber costado entendimiento para algunas personas, no siento que deba pedir perdón. Porque si hay algo que he aprendido de Buda es que todo es como debe ser. Cada cosa está donde debe estar. Si no he querido pronunciar una palabra de más ha sido por motivos que mi corazón posee. Por lo tanto, no estoy arrepentida de haber cometido alguna omisión. Al contrario. Mi secreto ha sido hermoso. Siempre silencioso ante la mirada de la gente y del cielo.

Hice un giro en mi camino y el paisaje cambió. No sé lo que me espera. Lágrimas o risas… soledad o compañía…no lo sé. Me dejo llevar nuevamente. Cierro los ojos y me dejo llevar. No puedo ni quiero dar un paso atrás. Que mis miedos se acallen solos.

Desde algún tiempo ya no duermo sola, ya no vivo sola, ya no respiro sola.
No me había dado cuenta pero ahora siento como vibra y continuamente trabaja, como duendecito empeñoso. Día y noche. No se detiene. Mi aire, mi alimento, mi agua es toda suya… lo siento desde lo más profundo de mi alma, y siento también como juntos nos vamos transformando.
Pueden ser ideas mías, pero siento cómo se llena de amor cuando ése ser lo toca o me toca. Flota en su universo infinito que somos nosotros. Palpita con intensidad y se entrega con confianza a ese calor único, a esa única voz, a la energía original a la cual pertenece. Vivo. Más vivo que nosotros mismos.

Curiosa posición la de flotar en el aire junto a una lenteja latiente.
Me manipula desde ahora
Me pincha, me marea,
Me da vuelta como escoba.

¿Un error?
No… no es un error. Es un hecho. Es el núcleo. El universo. El todo. El triunfo de la tierra seca hecha fértil y de la semilla desahuciada en resurrección. Gestado en la desilusión, se convierte en la cristalización de la esperanza.

Conjurando el 16...


Hoy fue un día agrio… dolor de ovarios, síntomas de resfrío y temblores existenciales.

Saqué el número del día y daba 16. Mal.

La micro nunca pasó, y tuve que tomar un taxi hasta Cal y Canto. En todos los teléfonos se me pasaba la moneda en banda. Seguí hasta Irarrázabal, donde (POR SUPUESTO), en todos los teléfonos se me pasaba la moneda en banda. Un chico me hizo el favor de tirarla él y le achuntó a la primera. Todos me quedaron mirando como si viniera del planeta Ork.
Se perdieron los botones que habían mandado a forrar para mi blusón nuevo, a mi abuelita en su almuerzo todo popof y entre los sonidos de Lizt se le cayó el jarro con jugo hacia mi.
Tenía que juntarme con una amiga y cuando la llamé para avisarle que iba saliendo, me dijo que le habían llegado de sorpresa dos amigos…. Como me sentía mal, preferí no ir, e hice el camino de vuelta con mi súper carpeta en la mano y mi pendrive descargado.
Cuando llegué a mi casa, me enteré que no iba el paseo de mañana. Aunque eso ya era un pelo de la cola, considerando que soporté lo de mi mp3.

Cambiando de tema y a modo de descarga, espero que comprendan que hoy todo está cerrado, inclusive los mall, porque la gente que trabajamos en los mall también tenemos derecho a descansar un feriado. Considérese que trabajamos tres domingos en el mes y tres sábados. Y son sólo tres los feriados que tenemos EN EL AÑO. Gracias por su comprensión. Han de aprender entonces a divertirse en la plaza o en el patio de su casa. Existen diversos juegos (trátese de recordar), y además a organizarse para estas pocas ocasiones.
¡FELÍZ DÍA DEL TRABAJADOR!

1 de mayo, 2008
Pablo Urzúa

Los mejores CHITECO...


Se nota que se preocupaban por comprarme buenos calzones!!! Felicito a mi madre que ha trabajado 38 años en la Corporación de Fomento, debiendo lidiar con milicos y con demócratas ladrones para mantenerme el poto bien protegido con mis buenos CHITECO. Los elásticos… bueno… nada dura para siempre, sobretodo si son recubiertos de algodón, que se dejan destrozar con el pasar de los años y el pipí acumulado.

Época de albores. Colores aún psicodélicos, hippismo, flores, hija de la libertad coartada por una metralla. Yo… Guagua setentera, criada en una burbuja, felíz, de tacos altos, súper cartera de cuero hecha a mano, mi regia mini solera rosada y sexy… todo lo contrario de en lo que me iba a convertir…

Mientras me llenaban de juegos y canciones, en mi casa se acumulaban los dolores, las preguntas y los odios, y se escuchaba una mezcla entre Elvis y Víctor Jara. Las últimas composiciones de Violeta Parra eran deleite de casi todos los fines de semana. Mientras mi padre usaba DOLLY PEN y me batía damascos para ponerle a la leche, mi mamá me compraba revistas para estimularme la lectura, me cocinaba postres y remojaba la ropa con Bio-Luvil.

Tan estimulada me dejaron, que como a los 7 años se me ocurrió darles de sorpresa de aniversario un queque hecho con mis propias manos… Desde ese día me convertí (hoy le confidencié esto a un amigo) en la REINA DEL QUEQUE MALO. Fui tannn… PRECOZ, que inventé el queque negro y quemado por fuera y crudo por dentro. Lo adorné con una “glacé” de Quick de frutilla con agua… OIGAN LA PORQUERÍA ASQUEROSA!! Lo peor fue que yo juraba que lo había hecho de lujo!!! e insté a mi padre a comer, comer Y COMER en mi presencia… Mi papá, (como me ama) hizo “CORAZÓN DE TRIPAS” y terminó enfermo de la guata, sin embargo, con los años se encargó de echarmelo en cara y hueviarme PER SECULA SECULORUM!!!

Con los años poco ascendería en la escala de la gastronomía… cuando se me ocurrió hacer galletas de quáker, las cuales quedaron asquerosas, pero como mi hermanito es tan DEGIO se las zampó todas y terminó operado de apendicitis y a mi me sacaron a la fuerza del hospital porque mi presencia le provocaba ataques de risa…

¡SOY UN FRACASO CON LA BATIDORA… PERO UNA LADY PARA USAR LOS CALZONES!!!

En estado natural...


Una de mis características principales es de siempre necesitar el contacto con la tierra o el mar. Por supuesto, después de haber vivido en Iquique y en Puerto Montt, y entre medio, haber visitado decenas de localidades, alcancé a darme cuenta que hasta a las maravillas de la naturaleza uno se acostumbra, y termina mecanizandose en una ciega rutina, y disminuyendo cada día la capacidad de asombro ante lo que evidentemente es asombroso.

Sin embargo, como ahora el milagro lo llevo por dentro, puedo experimentar ya la necesidad física de pisar la arena y sentir el viento en la cara. No es sólo la típica necesidad mística, es algo que baja hasta los planos terrenales. Mi corazón se acelera ansioso ante la idea de bañarme en el río en el cual un día me abandoné. Las piedras de las cuales un día me afirmé, la luz que un día me absorvió.

Anidando…
Anidando…
Anidando…

Soy tierra, soy agua, soy aire, soy fuego…

Anidando…

Mayo del 2008
Pablo Urzúa

Anidando...


Para los que me conocieron hace un año atrás, han visto la transformación de vida más increíble. Jamás esperé encontrarme hoy en este lugar, en un escenario nuevo, absolutamente diferente.

Aunque puede haber costado entendimiento para algunas personas, no siento que deba pedir perdón. Porque si hay algo que he aprendido de Buda es que todo es como debe ser. Cada cosa está donde debe estar. Si no he querido pronunciar una palabra de más ha sido por motivos que mi corazón posee. Por lo tanto, no estoy arrepentida de haber cometido alguna omisión. Al contrario. Mi secreto ha sido hermoso. Siempre silencioso ante la mirada de la gente y del cielo.

Hice un giro en mi camino y el paisaje cambió. No sé lo que me espera. Lágrimas o risas… soledad o compañía…no lo sé. Me dejo llevar nuevamente. Cierro los ojos y me dejo llevar. No puedo ni quiero dar un paso atrás. Que mis miedos se acallen solos.

Desde algún tiempo ya no duermo sola, ya no vivo sola, ya no respiro sola.
No me había dado cuenta pero ahora siento como vibra y continuamente trabaja, como duendecito empeñoso. Día y noche. No se detiene. Mi aire, mi alimento, mi agua es toda suya… lo siento desde lo más profundo de mi alma, y siento también como juntos nos vamos transformando.
Pueden ser ideas mías, pero siento cómo se llena de amor cuando ése ser lo toca o me toca. Flota en su universo infinito que somos nosotros. Palpita con intensidad y se entrega con confianza a ese calor único, a esa única voz, a la energía original a la cual pertenece. Vivo. Más vivo que nosotros mismos.

Curiosa posición la de flotar en el aire junto a una lenteja latiente.
Me manipula desde ahora
Me pincha, me marea,
Me da vuelta como escoba.

¿Un error?
No… no es un error. Es un hecho. Es el núcleo. El universo. El todo. El triunfo de la tierra seca hecha fértil y de la semilla desahuciada en resurrección. Gestado en la desilusión, se convierte en la cristalización de la esperanza.

ANIDANDO…
ANIDANDO…
ANIDANDO…

Mayo 2008
Pablo Urzúa

Regalo de mano...


Mano. Qué hermoso regalo me diste!!! No imprimió sólo una sonrisa sino también una lágrima. Fue una avalancha de recuerdos la que se me vino encima, y la música…

¿Recuerdas la época del canal experimental?, cuando mis tardes estaban llenas de sombras misteriosas, de sabores polvorientos, de imágenes salidas de un baúl??? Creo que fue al poco tiempo de que nos separaron de piezas. Porque la sensación que tengo es estar en el sillón envuelta en una frazada, sola, esperando que llegaras del colegio.

Mientras tanto, viajaba al pasado, me bañaba de melancolía, formandome ese carácter tan ermitaño tan tuyo también… ¡Cómo me hubiera imaginado en aquella época que íbamos a vivir tan lejos el uno del otro?! Yo, con los pingüinos y tú, vecino de los esquimales…

¡TE AMO!
Eres el mejor hermano del mundo. Extraño tus bromas pesadas, ácidas y sorpresivas. Extraño que me asustes, que me enojes, que me huevees, que vayamos a comprar “hallullas”, que caminemos en la lluvia para luego ir a ver una película, extraño que te pongas huevón, que bailemos a go-go, que juguemos con el centro de jogos, a las cosas y al circo. Que te embutas en la almohada como cuncuna, que te hagas sombrero medieval y que camines con las rodillas. Finalmente, extraño que te hagas el sonámbulo y que inventes mentiras bien argumentadas, de esas que pueden durar años antes de decirme la verdad…

(…andate a la chucha)

30 de abril, 2008

jueves, 15 de octubre de 2009




A veces me da por pensar en ti… y en todos los años que viví contigo. Todos los años perdidos, horas vacías, abandonadas, desnutridas, yermas…

Ojalá algún día aprendas a amar de verdad. A ser pareja. A olvidarte de ti mismo por el bien de quien amas. A escoger el pan en vez de la carne por otra persona. A no enfurecerte porque no me sequé el pelo, a no dejar de hablar por días sin tener motivos… A no exigir… y exigir… y exigir…una mujer perfecta…

Y aunque lo niegues, sí fuí esa mujer para tí. Porque si yo tengo una virtud, es el de ser como el agua… Me puedo amoldar y sacar lo mejor de mí por amor. Es una virtud que pesa, porque nadie la comprende. Es una virtud huérfana y desahuciada. Comencé a comprenderlo contigo…

No quise seguir siendo tu madre. Dentro de mí llevo el karma de la tierra muerta.

Ahora siento que vuelven a mi las gotitas del recuerdo… y quisiera decirte las razones por las cuales perdiste mi amor para siempre…

Para empezar, me idealizaste como una virgen, me admiraste como una virgen, me veneraste como una virgen. Te convino muy bien la doctrina de la esposa perfecta, con las camisas muy bien planchadas, con la comida siempre en la mesa, con el aseo impecable y más aún, con la cultura suficiente para ganarse la admiración de tu público amigo. PURA TEORÍA HERMANO!! PURA TEORÍA!!

Quedé dañada ¿sabes?, quedé herida de guerra, y no creo haberlo merecido tanto… Mis errores fueron por inmadurez, por ilusa, pero no por mala voluntad…. Yo nunca me enojé contigo. Siempre traté de entender tus razones. Mi principal error fue primero haber callado. El segundo, no haberme ido antes de tu vida. Volverme fea, dejar que se fuera mi juventud y la tersura de mi piel. Haberme permitido vivir sin amor, sin caricias, sin contención. Haber hecho raíces de soledad a tu lado. Sí!! Quedé dañada… aún siento las consecuencias … aún quedará la cicatriz…

Pero quiero que sepas que nunca te olvidaré. Que igual te tengo quiero. Sé que nunca te diste cuenta de todo esto. Eres un hombre bueno pero ciego para verme a los ojos. Estoy segura de que nunca quisiste hacerme mal…ESPERO QUE SEAS MUY FELÍZ… Y QUE ALGÚN DÍA APRENDAS A AMAR…

Marzo 2008, Pablo Urzúa

Dejar que vuele...


Si hay algo asumido es que los hombres cuando quieren, van solos, como el gato.
Pueden jugar hasta morir. Tienen esa maravillosa capacidad de ser niños por siempre, pero no oses querer capturarlo, hacer del juego un compromiso, porque saldrá huyendo, puede que repentina o paulatinamente… pero no soportará la idea de la cadena.
Eso lo aprendí con mi ex-marido, quien se encargaba siempre de recordarme “estoy solo… no tengo a nadie”, y ciertamente, me lo decía en serio. No sabía él cuánto me dolía que dijera eso…Claro que mientras tanto, la idea de tener una compañera que lo cuidara y lo entretuviera no le molestaba para nada. Aprovechó y disfrutó muy bien de una mujer todo servicio, al igual que lo hizo Míster “B”. Mi “súper gran amor”.

Las mujeres (en general) esperamos cosas diferentes. La contención, el abrigo, la confianza perpetua, ser única en el mundo para alguien. Lo ofrecemos todo porque pensamos ilusamente que vamos al lado, pero ellos van solos.

Hay que tomar las cosas como son… reír cuando hay que reír y llorar cuando se deba llorar. Pero no vale la pena sufrir por años, porque te llenas de arrugas, se te seca la piel y te salen ojeras que después sólo te puede sacar el doctor Vidal. Hay que dejar que la piel siga hermosa por mucho tiempo, que se llene de luz y de agua. Debemos aprender a querer sin tapujos, sin límites y sin esperar ni compensaciones ni agradecimientos ni fidelidades perpetuas. El dolor se oculta, se duerme, se ignora. Y todos tenemos derecho a buscar y encontrar la felicidad, y ellos también, aunque su manera nos cause dolor…porque su manera lleva la indicación tácita de una fecha de término de contrato.

Hasta hace algún tiempo pensaba que no iba a ser capaz de dar mis afectos como antes. A pesar de mis palabras y lo que la vida me ha confirmado, he llegado a la conclusión que por ahora continuaré cometiendo el mismo error. Porque es mi cubierta más característica el entregarme por completo, sin medir daños posteriores. Sólo provocar mi huella a través del cariño sin medida. No mediré las consecuencias.

Abril, 2008

esperando a que amanezca...


Cuando se acerquen los segundos que avecinen la distancia, cerraré los ojos y desapareceré entre las sábanas. Consumiré mis propios latidos y me haré invisible… sólo saldré de mi escondite cuando pronuncies mi nombre. Y nadie más lo sabrá…
Quedará la huella vacía de tu cuerpo junto al mío. La radio en silencio y la luz apagada… y yo… con los ojos cerrados, sin que nadie me vea…acurrucada en mi rincón…esperando a que amanezca…

Abril, 2008
Pablo Urzúa

TE NECESITO


“Te necesito” me dice, “te necesito, no me dejes nunca”. Yo no quiero que me necesite, yo quiero que me ame. Yo necesito comerme un chocolate. Necesito comprarme calzones, y él me necesita a mi…

Hace tiempo no hay “te amo”. Pareciera que hubiera sincronizado su corazón para dejarme de querer en el momento preciso. Cuando se diera cuenta que no es capaz de luchar. Y por miedo de perder aquello que endulza un poco su existencia me premia con un “te necesito”.

Yo necesito la tierra mojada. Necesito el viento. Necesito abrazar a mi eucalipto cada semana. ¡Pero a él lo amo! ¡Maldito mi amor indigno de ser amado! ¡Maldita mi mente que no me deja en paz! ¡Maldito mi pecho que guarda la esperanza!

El engaño por algo es engaño. Viene de la persona que menos lo esperas y en circunstancias que nunca imaginaste. El engaño escoge muy bien a su presa. La seduce y la elimina.

¡TE NECESITO!!! ¿a quién chucha se le ocurre decir eso cuando hay que decir te amo? A él se le ocurre. Y me lo dice a mi. A mi. A mi.


Gracias a todos los que de alguna manera han contribuido con hacerme pasar bellos momentos en toda esta larga etapa. Debo decir, que haciendo un recuento de pérdidas y ganancias, concluyo que:

Me corté el pelo.
Cambié la tele por el Chat.
Lolita me sigue queriendo.
Me ascendieron dos veces.
Me cambié de casa.
Ya no tomo pastillas para los nervios.
Beso más y duermo menos.
Abrazo todos los días a mi Nona.
Tengo un amigo, que es el mejor.
Me baño calentando agua.
Lavo mi ropa a mano.
Me como menos las uñas.
Voy al gimnasio.
He ido al cine después de 20 años.
Me acerqué a mi familia.
Me compré botas.
Me depilé.
He conocido personas nuevas.
La música ha vuelto a mi vida.
Canto más porque no molesto a nadie.
Me acuesto a la hora que quiero.
Salgo donde quiero y con quien quiero.
Me compro lo que quiero.
Riego muchas plantas
Y le doy de comer a mis peces…

¡¡ Gracias a la vida, que me ha dado tanto!!

miércoles, 14 de octubre de 2009

de un pasado pasado...


Felíz cumpleaños gran maestro de la cobardía. Cumples un año más para seguir intentando ser hombre.Que seas muy felíz. Lleno de billetes y de admiración, pero recuerda devolverme la ilusión, aunque te puedes quedar con mi inocencia, que ya no me sirve para nada. Estoy tratando de matarla de mi interior para que tenga una mejor opción de vida la prostituta que llevo dentro.No me diste más que un buen recuerdo de hace veinte años. Un recuerdo que cada día se hace más borroso. Un buen recuerdo que agoniza.

Beatleshow: 30 de marzo 2008: días de preñez


A mis espaldas cientos de ojos iluminados y absortos en el espectáculo lleno de luces y sonidos. Sonidos reconocibles para los oídos y la piel. Frente a mi pecho cinco figuras completas de cuerpo, de mirada y de voz. De voz…

Trato de retener las vibraciones que se entierran en mi piel como minúsculas flechas y que me atraviesan los cuerpos. A instantes me erizan y en otros momentos me abandonan. Puedo flotar y dejarme caer. Todo es permitido cuando el mundo gira absorto alrededor de aquellos hombres… Retengo mis nostalgias poniendo una almohada sobre mi rostro. Trato de ser otra persona. Dejo que fluya el color y mi alegría se manifiesta espontánea al percibir los movimientos que algún día descubrí entre cuatro paredes.

Risas, labios pintados, desórdenes, miradas perdidas y olvidos…
Recuerdos, cantos, juegos y un color escondido en tu corazón…


30 de marzo, 2008
Pablo Urzúa

¿Qué es esto???


¿Qué es esto???
¿un supositorio?
¿un misil esotérico?
¿un pene encubierto?

¡NOOO!!!
¡Es la Señorita cometa directo al sol!

Muerta de miedo se amarra a con fuerza a su destino. Puede que se saque la chucha... pero también puede que no.

Lo importante es subir, subir, SUBIIIRR HASTA EL CIELO!!!

NO AMAR




NO AMAR


Te di todo de mi cuerpo, mi mirada, la intención de mis manos, el imán de mi pecho y los temblores de mi piel. Mas no intentes robar aquello que sólo es mío, mis secretos más esquivos, mis sofocos y mi hiel.

Probarás de mi el dulzor y el amargo de mi boca, sin embargo el susurro de mi amor lo llevaré conmigo, a mi secreto sepulcro. Quizás para nadie, ni para él, ni para ti.

Sin importar lo que vivas fuera de mi mundo, en mi sol está la luz, el principio y el fin. Tu familia, tus amigos, tus sonrisas, tus palabras, tus huellas, tus respiros, no los quiero para mi. Son tuyos ¡déjatelos!, lánzalos al viento, derrámalos sobre la hierba, que la tierra los absorva y broten una y otra vez, una y otra vez, una y otra vez.

Cuando cierro los ojos y presiento tu distancia yo me entrego, me abandono y me dejo llevar volar por tu cielo, aunque sé que tu cuerpo irrumpe dentro del mío y tu mente vaga inerte por caminos de placer, mi alma llora destruida, de manos atada, sedienta de amor, ciega y perturbada, sentada al lado de mi piel, y observa horrorizada la escena descarnada de amar sin ser. Amar sin amor, amar por amar, amar amar amor… amar sin amor, no amar…

Pero gracias por la minúscula caricia, la que espero suplicante, pues me trae noticias buenas, de complicidad. Minúscula como yo, minúscula como mi inocencia, pero fuerte y desangrada, imposible de olvidar. Se repite, se repite, en mi mente y en mi piel, y mis poros se congelan al saberse para ti. Amar sin amor, no amar.

Soy ladrona de tu cuerpo, de tus noches escogidas, robo algo de ella, siento que traiciono, que adultero en tu cuerpo, que adultero en tus ojos, que tu roce es para ella, que mi roce es para él. Y ¿qué más da si no le importo? ¿por qué tanto me preocupa? Caigo absorta dentro de tu círculo y me dejo llevar, me dejo robar, me dejo adulterar, me dejo traicionar. Doy crédito a mis perversiones junto a ti, y olvido una vez más…
Amar sin amor, amar por amar, amar amar amor… amar sin amor, no amar…

Pablo Urzúa, Febrero, 2008

Hueco infinito...


Me oculto dentro de tu axila, me interno, la respiro, me sumerjo. No sé la respuesta, y tampoco la exijo. Sólo la disfruto. Me protege y me oculta del posible peligro. No sé ciertamente cuanto tiempo durará esta inmersión calmante, esta tibia seguridad, mas no me importa. Sólo la disfruto.

Hueco infinito, de complicidad que embriaga. Me duermo en ella. Me dejo caer.

¿En quién más confiar si no es en tu palabra? En tu pecho acepto el hecho. Lo acepto y lo celebro. No discuto más con la vida, porque en tus latidos la percibo calma, vigilante y apaciguada. Me dejo llevar por tu axila. Me cubre la pena. Me cubre el fastidio. Me cubre el rencor.

Me oculto dentro de tu axila, me interno, la respiro, me sumerjo. No sé la respuesta y tampoco la exijo. Sólo la disfruto. Sólo la disfruto.


Pablo Urzúa, marzo del 2008

ahora soy felíz...


La caperucita desabrochó lentamente su abrigo rojo. Se despojó de sus ropas y quedó desnuda ante la mirada absorta del lobito…

“¡Quiero que me comas!” le dijo.

El lobito se acercó temblando… Sus patitas se hundían dentro de las espesas hojas secas del silente bosque. Avanzaba lentamente hacia ella. ¡Quién lo hubiera imaginado! Tanta vida esperando, tantos cuentos narrados…

Deslizó sus patas frías por sus cabellos oscuros. Deshizo sus trenzas. La tendió despacio sobre su encendida capucha…

Luego le mordió la boca, para que callara. Le comió sus ojos para que no vieran, y su nariz para que no respirara…

“¿Eres felíz ahora mi caperucita?”

“¡Sí lobito!, ahora soy felíz…

Cansada...


Estoy cansada.
Cansada y aburrida.
Y sin que esto se convierta en un poema de Girondo, quiero manifestarme a mi misma que ya no soy capaz de soportar mi vida. No quiero nada, no busco nada, no me importa nada. En este instante abro una página word y escribo para no volver a llorar. Tampoco busco sentir lástima de mi misma, sólo quiero estar quieta y posar mi vista en un solo punto, por mucho mucho rato. Quiero y necesito ser capaz de tomar el asa de mi vida y no soy capaz de gobernar un día de mi mediocre existencia. Quiero borrarme, diluírme, esfumarme…

Tata, ¡te necesito!... dime dónde te puedo encontrar. Necesito conversar contigo y que me cuentes historias del pasado, de Valparaíso, de los cerros del sur, de los ríos, de los indios. Inventa para mi tus aventuras de juventud. Ayúdame a terminar mi puzzle. Después que te fuiste mi vida fue tan distinta, yo recién había ingresado a la universidad y luego de rebelarme contra Dios y la Iglesia, seguí mi camino habiendome colocado antes un par de antiojeras, las cuales me acompañarían por algún tiempo. El luto aún lo llevo conmigo, cada vez que veo la puerta de la casa vieja, la casa mia, la casa que guarda parte de mis pasados, de mis recuerdos…el pasillo largo con su piso helado, sus altas murallas, el techo seco, la luz del fondo… De pie sigues ahí, esperando en la entrada…

En esta noche fría, en esta pieza de altas paredes, donde descansan los secretos de la muerte duermo hoy. Siento el susurro del perpetuo silencio buscando escuchar tu rezo, buscando sentir tu caricia.

Mi vida se ha vuelto un caos, un huracán huracanado, una nube amorfa entre cielos anaranjados y furiosos. Por fin sola… ¿por fin sola…? No, sola no, nunca se está completamente solo. Los fantasmas acechan, no los de la muerte sino los de la vida, los de mi reciente pasado, los que llevan nombres vivos. Algunos de alegría y otros de tristeza.

Uno se viste de luto. Otro se viste de amarillo. El último de rojo. El uno gélido. El otro temeroso. El último acariciando… El uno me juzga. El otro me engaña. El último me escucha…El uno desdén. El otro mentira. El último canción… El uno se desvanece. El otro se desvanece. El último desaparece…

El esposo, el amante, el amigo.

¿Habré pensado alguna vez en mi existencia tener tanto y tan poco? No recuerdo… no recuerdo… Soñaba con la entrega absoluta, como párvula ilusa. Con palabras corintelladas, con rosas y caricias, canciones y besos… Jajaja!!! ROSADITA!!!
Y yo… ¿qué he dado yo? Creo que todo, pero es posible que nada, por lo menos nada tan importante que los aferrara a mi cercanía. Por lo menos a los amores; el amigo tiene siempre el espacio abierto para salir volando en busca de su propio amor. Amor oculto en su pasado y posiblemente acechando su futuro. Ojos que quizás le observan desde la distancia, voces mudas que quizás absortas en la piedra reclaman su presencia y que él no escucha. Pobre lágrima salada que no sale en mi presencia. Lágrima que no puedo beber.

Lo que debía conjugar en un solo hombre lo tengo dividido en tres.

Ya no sé qué más decir…

Febrero del 2008, Pablo Urzúa

Mi amigo...



Este hombre hasta hace dos meses era un desconocido para mí y tampoco me interesaba llegar a conocerlo. Hacía un tiempo atrás apareció en mi ventana de msn queriendo hablarme. En su presentación avisaba sobre un recital en la Plaza Ñuñoa, sin embargo, lo bloqueé con desconfianza.



Un día de ocio le pregunté quién era. Desde ese momento comenzó a convertirse en lo que es ahora. Mi querido y mejor amigo. Mi confidente y en muchos sentidos, mi cómplice. Es un regalo. Me canta todas las canciones del mundo y juntos recordamos a Frecuencia Mod y María José Cantudo.




Vamos al gimnasio y después comemos sándwiches con mayo. Tomamos mucha Canada Dry, Pap y Limón Soda. Y hasta hemos comido chocolate.



Cuando más me emociona es cuando baila. Se mueve cadenciosamente con el cuerpo y con su sonrisa. Sus ojos le brillan al cantar. Se ilumina por completo.
Me hace reir con sus imitaciones de Sandro, Raphael y Fito Páez.



Hemos hablado de todo y eso que todavía nos queda mucho por decir. Junto a él, vuelvo a tener siete años...Es el pañuelo que me seca las lágrimas y el pincel que me pinta las sonrisas... Mi amigo es el mejor...



Es tan curioso. Hasta hace un par de meses su nombre no significaba nada para mí. Hubiese podido seguir despertando día a día sin la esperanza que me hiciera reír. Habría seguido mi rutina ignorando que respiraba el aire de la comuna de al lado, y yo me hubiese seguido guardando mis secretos. Sin embargo, ahora es mi apoyo y mi confidente.¡¡¡ A veces la vida es tan ridícula!!!

Pablo Urzúa
Febrero del 2008

sábado, 10 de octubre de 2009

Octubre...


En octubre me oculté en una pieza de Ñuñoa. Un segundo piso de la casa de mi abuela. Fue bueno porque aveces salíamos a comprar por ahí (en algún almacén de esos raros, con gente muy amiga y donde venden desde huevos de campo hasta bugambilias). Así mismo fue como compré varias plantitas que nunca florecieron pero que alcanzaron a acompañarme durante esos días de eterna sombra. Salíamos también a caminar por el parque Juan XXIII, pero sólo unos metros porque mi abuela está viejita y yo estaba con una guata del tamaño del mundo. Entonces nos sentabamos en un banco de ese maravilloso lugar y observabamos los pájaros mojarse en las pozas. Mi abuela me hablaba y me traía a la realidad, así como cuando uno tira el hilo del volantín. Me sacaba de las pesadillas y me hablaba de árboles, de abandonos y de hermanos perdidos.